PORQUÉ MI ESTADO EMOCIONAL AFECTA A MI VOZ Y CÓMO RESOLVERLO

GEMMA PEDROS OPAL VOCAL COACH TECNICA VOCAL BARCELONA

Si tu mente no está en equilibrio es difícil que tu cuerpo lo esté… y así mismo tu voz. Muchas veces te he hablado de la conexión que existe entre las emociones, el cuerpo y la voz. Esto, aunque parezca abstracto, en realidad tiene una base fisiológica. Si tu estás estresado/a, tu cuerpo estará tenso y tu voz no saldrá con la libertad que tu quisieras.

En uno de mis últimos artículos te hablé de los músculos constrictores, que tienen un papel importantísimo en el control de nuestra voz. Hoy te hablaré un poco más ampliamente de ellos para que puedas comprenderlo y enlazarlo con esta conexión voz-cuerpo-emociones.

Los músculos constrictores envuelven todo nuestro tracto vocal (desde los labios hasta la laringe) y tienen una misión primordial e importantísima para la correcta deglución. A parte de eso, son nuestro “semáforo” o nuestra señal de alerta que nos sirve para avisarnos de que estamos haciendo algo incorrectamente y perjudicial con nuestra voz.

Te habrás dado cuenta de que las cuerdas vocales “no duelen”. Cuando fuerzas la voz acostumbras a darte cuenta al cabo de un rato y sientes otro tipo de molestias, pero no dolor propiamente dicho. Por eso, muchas veces forzamos la voz durante largo tiempo sin darnos cuenta y cuando caemos en la cuenta, ya es demasiado tarde.

La buena noticia es que los músculos constrictores nos avisan enseguida cuando hacemos algo incorrecto con nuestra voz, lo importante es que entendamos “su idioma”, ya que no lo hacen con dolor. Y nos avisan justamente para que dejemos de utilizar la voz de esa forma perjudicial, intentando protegernos. Si quieres dominar tu voz con total libertad la primera cosa que debes hacer es detectar esas señales para poder corregirte.

 

¿Cómo nos avisan los músculos constrictores?

Como te he comentado, estos músculos envuelven todo nuestro tracto vocal, incluida la laringe. Cuando hacemos alguna cosa que puede ser perjudicial para nuestras cuerdas vocales, estos músculos se contraen “apretando” la laringe, de tal forma que dejan menos espacio para que las cuerdas vocales se puedan estirar* suficientemente. Esto lo hacen para decirnos “para de utilizar la voz así, que te haces daño”, es una forma de protección. El problema es que muchas veces no nos damos cuenta, con lo que insistimos y los constrictores se van contrayendo más y más…

Estas son las cosas que puedes notar cuando tus constrictores se contraen:

  • No llegar a las notas agudas: Sí, sí, has leído bien. No llegar a las notas agudas no tiene nada que ver con tu registro. De hecho, cualquier voz humana bien entrenada puede llegar a las 3 octavas. Esto pasa porque las cuerdas vocales necesitan estirarse más y más cuanto más agudo vamos. Si estamos intentando llegar a esas notas de una forma insana, nuestros constrictores se activarán, de tal forma que no dejarán espacio suficiente para que las cuerdas vocales se estiren, y por esa razón no puedes llegar a la nota aguda. Si cambias la forma de utilizar tu voz y lo haces de forma sana, verás cómo puedes llegar mucho más agudo, ya que tus constrictores estarán relajados y tus cuerdas vocales podrán estirarse con libertad todo lo necesario.
  • Desafinar: Aunque no te lo creas, desafinar la mayoría de las veces no tiene nada que ver con el oído. La mayoría de las personas decodifican bien la nota que escuchan, pero si cuando intentan reproducirla lo hacen sin la técnica necesaria y de una forma insana, los constrictores se activarán y no dejarán el espacio suficiente para que las cuerdas vocales se estiren a la longitud necesaria para reproducir correctamente esas notas.
  • Sensación de garganta “cerrada” o tensa.
  • Picor a la altura de la laringe (donde tenemos la nuez). Este picor puede llegar a ser tan intenso que te puede hacer incluso toser.
  • Sensación de tener una flema o mucosidad enganchada a nuestras cuerdas vocales, que nos hace carraspear constantemente. Obviamente me refiero a este síntoma a si sucede cuando estamos cantando/hablando. Si estamos resfriados o tenemos alergia, entonces la causa es esa, por supuesto.

 

¿Cuándo se activan los músculos constrictores?

Como te he comentado, se activan cuando utilizamos la voz con una técnica vocal incorrecta, como una forma de protección. Pero también se activan con ciertas emociones, y aquí viene el enlace con lo que te comentaba al principio. Cuando sentimos stress, miedo, rabia o tristeza, estos músculos se activan de forma automática, incluso si no estamos utilizando la voz.

Por eso es muy importante que seamos conscientes de cómo nos sentimos, debemos tener siempre cierta introspección y conexión con nosotros mismos. Es importante entender que, si vamos a utilizar nuestra voz y partimos de un estado emocional de este tipo, tendremos que poner muchísima más atención a la técnica vocal para poder contrarrestar la tensión de estos músculos y relajarlos en lo posible.

 

¿Cómo relajar los músculos constrictores?

Cuando utilizamos correctamente la técnica vocal, los constrictores automáticamente se relajan. Es importante utilizar una correcta respiración, una eficiente gestión del aire (apoyo) y conocer y aplicar correctamente las normas de los modos vocales en cada momento. Una correcta técnica vocal nos da siempre la garantía de poder controlar nuestra voz y poderla utilizar con total libertad y de forma sana en cualquier circunstancia.

Todos somos humanos, no siempre estamos al 100% y a veces tenemos circunstancias personales que nos hacen sentir mal. Si yo estoy mal anímicamente y parto con unos constrictores activados, sé que con ciertos ejercicios de técnica vocal podré ayudar a relajarlos, con lo que me garantizaré un uso sano de mi voz y el resultado que yo desee. La técnica vocal me da la confianza y la garantía de que sea como sea, y en cualquier situación, conseguiré hacer lo que quiera con mi voz de una forma libre y sana.

Una vez al año imparto mi curso MÓDULOS DE TÉCNICA VOCAL COMPLETA, un curso en grupo reducido y con atención totalmente individualizada en el que trabajamos en profundidad la técnica vocal. Se trata de una formación ideal para cantantes, maestros, actores, oradores… y para todas aquellas personas interesadas en conocer y mejorar su voz en profundidad.

Conocerás en profundidad cómo funciona tu voz, todo lo que puedes hacer con ella y, lo más importante, CÓMO CONSEGUIRLO de una forma efectiva y concreta. Gracias a este curso, aprenderás los recursos para:

Llegar a notas más agudas y más graves (ampliar tu registro).
Cantar/ hablar sin quedarte afónico/a ni forzar la garganta.
Mejorar tu afinación.
Más potencia y volumen en tu voz.
Controlar cómo hacer diferentes sonidos y colores con la voz.
Controlar cómo “cambiar de una voz a otra” sin que se note y sin gallos.

 

ÚLTIMOS DÍAS, EMPEZAMOS EL 28 DE OCTUBRE

[button link=”https://www.gemmapedros.com/modulo-de-complete-vocal-technique/” type=”big” color=”orange”] RESERVA TU PLAZA[/button]

*Las cuerdas vocales tienen dos movimientos que suceden al mismo tiempo. Por un lado vibran a diferentes velocidades según la altura de la nota y al mismo tiempo también se estiran o se encogen (dependiendo también de la altura). Cuanto más aguda es una nota, más se estiran.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comparte este post:

Entradas relacionadas

Scroll al inicio